1/16/2007

mensaje perdido

encontré un asiento cubierto del sol y me senté. el sol en la nuca, mientras uno viaja en tren a las tres de la tarde en enero, se recomienda solo para otros. y sentado me perdía en ensoñaciones, cuando un pendejo de 14, 15, con cara de atrevido, vuelve caminando por segunda vez por el mismo lugar. cuando llegó al lado de la tetona de remera roja que contestaba un mensaje con el celular ¡ssssshuic! el pendejo le arrebató el celular y salió corriendo como liebre. la tetona de remera roja gritó: ¡hijo de puta! y el pendejo empezó a correr como guepardo y se disolvió en la multitud.

la tetona de rojo salió corriendo atrás del pendejo, pero corría como vaca vieja. y un par de nabos también salimos corriendo atrás del pendejo, pero el pendejo se había evaporado. volví al vagón y al asiento. pero el asiento con sombra se había ocupado y solo me quedó uno con sol en la nuca. que jamás son recomendables para uno. después de calmar el nervio del choreo y la corrida, y el sol en la nuca. fui entrando en estado de ensoñación mientras algunas viejas seguían cacareando sobre chorros y policías.

mientras un viejo pasaba vendiendo unos cuchillos de carnicero taiwaneses con chaira y todo, volvió la tetona de rojo rodeada por cinco policías. ahora lloraba. ya nunca podría contestar el mensaje de su celular.

...

y un pendejo que pedía a los gritos pelados una monedita reemplazó al viejo vendedor de cuchillas y chairas. y después lo reemplazó una chica vendiendo hilos y agujas de coser. que a su vez fue reemplazada por una mujer flaca con una hijita flaca en brazos que pedía sin hablar, solo repartía papelitos y almanaques. y ahora mismo se siguen reemplazando, como un hechizo eterno.

3 comentarios:

colifa dijo...

Flaco, que gusto leerte aqui en medio de mis pseudovacaciones, es bueno de verdad a esta hora donde el sueño no llega y la mente excava heridas pensamientos y todo lo que encuentra es bueno, me hizo darme cuenta lo que se extraña nuestras charlas de cafe que haciamos en una libreria para no perder la costumbre de hacer todo a nuestra manera ja! nos vemos por ahi como siempre. un abrazo

gaby

tocomocho dijo...

gaby querido nos vemos a nuestra manera. gran abrazo gran.

«Prymus» dijo...

te digo una cosa nene, el furgon tiene mas onda, mas aun si el viaje es a las tres de la tarde...
y a veces, si relojias bien el piso, te encontras cosas ricas, para hacer el viaje mas ameno, aunque sepas que sos como ellos por mas que no lo quieras ser...

mandale saludos al conejo personaje ese!

y espero verte pronto. yo recien vuelvo de mendoza y te acribille el blog con mis comments, vos te vas? que onda wei?

hablamos!
ablazo a lo hercules!